Síguenos en...
¿Qué estás buscando?

Rescate en inundaciones

Rescate en inundaciones

Fundamentos básicos de rescate sobre vehículos en el agua. Evaluación del rescate, desarrollo de plan de acción de rescate y peligros durante inundaciones. Hoy adaptamos un escrito de Tom Pendley en la revista FireHouse.  Tom es autor de The Essential Technical Rescue Field Operations Guide y del capítulo de rescate técnico en el libro de referencia de la Asociación Internacional de Jefes de Bomberos.

 

FUNDAMENTOS DE RESCATE EN AGUAS

En 2015, 176 personas murieron en las inundaciones en los Estados Unidos, más que cualquier otro evento natural. Además, el 64 % de las muertes por inundaciones fueron relacionadas con vehículos en el agua. Como rescatadores en agua, debemos entender cómo rescatar con seguridad a las víctimas de los vehículos en aguas durante una inundación.

En la mayoría de los casos, los vehículos quedan atrapados en aguas de inundación cuando el conductor intenta cruzar una carretera inundada. Los coches flotan en aguas poco profundas, por lo que no es sorprendente lo fácil que se complica la cosa. Las variables que más nos interesan son la flotabilidad, la profundidad, velocidad del agua y el área de superficie del vehículo. La mayoría de los vehículos tendrán una flotabilidad inicial positiva, cuando el vehículo ingrese por primera vez a tan solo medio metro de agua.

 

La fuerza del agua en movimiento es increíble. Una masa de agua de 1m3 pesa 1000 kg, imaginemos ese metro cúbico en movimiento a poco km/h. Cuando la masa de agua golpea algo, hay una fuerza incesante y muy poderosa.

La superficie del vehículo opone una gran resistencia al movimiento del agua por contener una superficie importante, combinando la flotabilidad con la fuerza que el agua ejerce dicha superficie, se genera una situación muy inestable. La fuerza del agua normalmente suele ser mayor cuando el fondo es parecido a una carretera, el agua aumenta la velocidad debido a la ausencia de rozamiento con el asfalto.

 

Una vez que el vehículo comience a moverse, tenderá a pivotar sobre el motor girándose sobre si mismo y probablemente se asentándose sobre la parte delantera apuntando aguas arriba.

Los vehículos no son completamente estancos y, a medida que se filtra el agua, se vuelven menos flotantes tendiendo a tocar fondo y volviéndose más estables.

 

DIMENSIONAMIENTO

Analicemos una situación hipotética en la que tenemos un automóvil de tamaño mediano en una vía fluvial. Eres el primero en la escena y ves un auto con dos adultos y posiblemente niños dentro. Las ventanas están parcialmente cerradas y el coche parece estable a 6 metros de la orilla derecha y 15 metros del la orilla izquierda. Está en un ángulo de alrededor de 45 grados con respecto a la corriente principal. El agua llega hasta el capó.

 

PRIMEROS PASOS Y FACTORES CRÍTICOS

Lo primero que debemos saber: ¿Está subiendo, bajando o permaneciendo igual el agua? Los cambios en el nivel del agua nos permiten saber la sensibilidad temporal de la situación. Colocar un marcador en la línea de agua puede ayudar a controlar este factor. Sabrás lo que está pasando en unos 20 minutos. Si el agua sube, la fuerza aumentará y este vehículo puede moverse en cualquier momento.

 

PELIGROS

¿Qué tipo de peligros hay aguas abajo? Necesitas poner seguridad aguas abajo en lugares estratégicos lo antes posible para estar preparados en caso de que las cosas vayan mal. Los que se encarguen de la seguridad deben informar de los tipos de peligros, la ubicación de los mismos y la mejor dirección de escape por si los rescatadores terminan en el agua. Un ejemplo: "Rescate aguas abajo, tener cuidado, coladores y vallas en el río a la izquierda, contracorriente segura 100 m río abajo, hacerlo bien."

 

Situar un observador aguas arriba en posición. Esta persona puede transmitir información crítica sobre objetos que flotan hacia el lugar del rescate. También pueden dar una pequeña advertencia sobre un cambio repentino en el nivel del agua, por ejemplo una inundación repentina o un dique roto.

 

Asegúrate de tener a los rescatadores adecuados trabajando y asigna una persona que se encargue de la seguridad para supervisar el plan, alguien que observe los peligros y se asegure de que todos los que están cerca del agua llevan un Equipo de Flotación Individual (EFI).

 

ESTABLECER EL CONTACTO CON LA VÍCTIMA

Es importante ponerse en contacto con la víctima, si es necesario gritando o utilizando altavoces o megáfonos. A la víctima conviene darle instrucciones y un sistema simple para responder, como pulgares arriba para sí o hacia abajo para no. La comunicación alrededor de la corriente es difícil, porque el sonido parece más fuerte para las personas que están en el agua y más silencioso para las personas que están en la orilla. Recuerda que cualquier plan que incluya la participación de la víctima es intrínsecamente más débil según lo que se le pida que haga. Puede parecer que han entendido y luego hacer lo contrario.

 

ESTABILIZAR EL VEHÍCULO

Recuerda que un automóvil se encuentra en un estado de delicado equilibrio y puede empezar a flotar si cambia alguno de los factores que lo mantienen en equilibrio. El automóvil puede moverse o rodar en cualquier momento si el nivel del agua aumenta (la fuerza y ​​la flotabilidad aumentarán), o si quitas 150 kilogramos de personas del automóvil haciéndolo más ligero.

Una simple línea de estabilización puede marcar la diferencia. Si es posible, haz saber a las víctimas que les lanzarás una cuerda. Explica que desea que le den vueltas alrededor del volante. Demuestra cómo anclar el mosquetón de la bolsa a la cuerda de rescate para hacer un seguro.

No dediques demasiado tiempo a esto; o funciona o no funciona. Si no, ya se estabilizará el vehículo cuando una rescatador haya llegado al mismo.

 

EL PLAN DE RESCATE

 

Los rescates en agua son dinámicos y las cosas cambian rápidamente, por lo que siempre debe haber listo un plan B sólido antes de implementar el plan A.

 

PLAN A

En aras de la discusión, asumiremos que el caudal y la profundidad son altos para un rescate mediante vadeo. Recordamos que los rescates en ríos se efectúan partiendo de bajo a alto riesgo, como vemos en los cursos de rescate TRAI de R3 Formacion:  Alcanzar, Lanzar, Vadear, Remar, Ir, helicóptero. El orden de rescate con helicóptero solía estar el último debido a que el rescate con este tipo de aeronave eran de un alto riesgo, pero ahora podemos estar de acuerdo en que un helicóptero adecuado con un piloto y una tripulación cualificados puede tener un riesgo menor y ser más rápido que los botes de rescate ¨remar¨  y las técnicas de  "Ir". Por lo tanto, dependiendo de las capacidades de los activos del helicóptero y de la disponibilidad, el orden puede situarse ente vadeos y remar o puede situarse después de rescates de "Ir".

 

Si hay disponible una balsa de rescate inchable (IRB por sus siglas en ingles) con motor fueraborda, esa es probablemente la primera opción que tomaríamos. Es necesaria una pequeña reunión informativa de rescate, para explicar el plan  A y el plan B de respaldo, así como los peligros identificados en el sentido descendente y las zonas seguras. Hay que llevar EFIs (Equipo de Flotación individual) adicionales para las víctimas y asegurarse de que la tripulación del barco tenga un par de martillos para romper ventanillas de vidrio templado.

 

El bote debe acercarse desde aguas abajo y situarse en la contracorriente formada por el vehículo. Se debe mantener el el bote en el contracorriente hasta que el rescatador sube al vehículo. El siguiente paso es abrir la ventana trasera y pasar los EFIs dentro del automóvil. Las victimas deben ponerse los chalecos si son capaces. Ahora es un buen momento para estabilizar el vehículo con una línea desde la orilla si es que aún no se ha hecho.

 

Una vez que la línea de estabilización del vehículo esté lista, se debe proceder al traslado de las víctimas al bote de una en una. No meter más de dos víctimas en el barco a la vez para no sobrecargarlo. El barco puede llevar a las víctimas a una orilla segura y regresar para otra carga o al rescatador restante si todas las víctimas están ya a salvo.

 

PLAN B

Si no hay balsa de rescate inchable (IRB), una alternativa sería el rescate mediante una balsa en una cuerda en altura (BCA) con un punto de control móvil, pero eso requiere mucho tiempo. Si se considera que la situación no permite la configuración y el uso de un BCA, podemos considerar el enviar a un nadador fuerte al automóvil. Según nuestra experiencia, si el automóvil no se mueve, un técnico de rescate en aguas experimentado puede alcanzar la contracorriente que genera un vehículo.

 

Para esto están entrenados los técnicos de rescate acuático y es un procedimiento muy efectivo. Se debe elegir un tu nadador fuerte y seguro. Prepararemos seguridad aguas abajo como com plan de respaldo, y cuando todos estén listos y en posición, enviaremos al nadador a coger la contracorriente. Una vez en la contra, el nadador debe subir al auto.

 

Si las víctimas están dentro del automóvil, romperemos el cristal de la ventanilla trasera y explicaremos lo que hacer. El grupo de tierra puede lanzar una cuerda, que será la línea de estabilización. Debe asegurarse alrededor de la base del volante o del poste B, y los cabos de la orilla deben atarse aguas arriba lo más lejos posible.

 

Puede ser interesante tener otro rescatador en el vehículo, por lo que valoraremos enviar un nuevo nadador. Dos rescatadores estarán en mejores condiciones para manejar a múltiples víctimas. Una vez que los rescatistas estén listos, enviaremos otra bolsa de lanzamiento. Usaremos esta cuerda para para transportar los EFI para las víctimas.

 

Probablemente la forma más fácil de llevar a las víctimas a la orilla es hacer que el equipo de tierra haga un péndulo con un rescatador y una víctima. Esta es una técnica eficiente y probada. Debemos situar dos o tres rescatistas sosteniendo el lado de la orilla de la cuerda. Añadiremos un rescatador extra que haga el tiro al vector en la línea y tres o cuatro rescatadores para atrapar al rescatador y la víctima.

 

Cuando todos estén en posición y avisados mediante señales, el rescatador y la víctima entrarán en la contracorriente detrás del automóvil mirando hacia abajo. El rescatador debe sostener la cuerda con la mano más alejada de la orilla a la que quiere ir para obtener un ángulo de ferry adecuado, sujetar firmemente el hombro del EFI de las víctimas y cruzar la corriente.

 

Otra opción anclarse a la cabo de anclaje o cola de vaca del chaleco dotado de suelta rápida. Esto agrega un poco más de seguridad, pero consideramos que mantener la línea en el brazo adecuado para establecer el ángulo del ferry ayuda mucho al correcto desplazamiento.

 

EN RESUMEN

Estadísticamente, el rescate de personas en vehículos en el agua es la situación de más común, por lo que tiene sentido entrenar y realizar cursos para estas situaciones concretas. Entrenar estas situaciones de manera habitual aumenta las habilidades y la confianza de los rescatadores, y cuando llega la verdadera misión los rescatadores se sientes seguros y efectivos.

 

PROXIMOS CURSOS RESCUE 3 FORMACIÓN

SEPTIEMBRE 2019
Del 16 al 19 TRAI - SRT Servicios de emergencia
Del 21 al 22 RVA - RVW Alta especialización
Del 24 al 26 TRAB - WRT Pro Outdoor

 

Rescue 3 Formación tiene numerosos cursos de rescate abiertos cada año, y se entrenan para cumplir con los requisitos de conocimientos y habilidades bajo el sello Rescue 3 y los standares maericanos de NFPA 1006.

Publicado
el 16-07-2019
compartelo...
Próximos cursos
Próximos cursos
Nuevo curso de rescate en aguas e inundaciones en Murillo de Gallego con fechas de 16 al 19 de Septiembre de 2019más información
Curso de rescate de vehículos en el Agua. Nuevas fechas 21 y 22 de Septiembre de 2019más información
Curso de rescate en ríos programación 2019. Entrenamiento para profesionales del rescate en aguas bravas. Tecnico de rescate en Aguas bravas. más información
Calendario de cursos
Últimas noticias
Realidades y mitos sobre el lanzamiento de cuerdas de rescate en aguas rapidas, aguas bravas, inundaciones y rescate con balsas. ver más
Fundamentos básicos de rescate sobre vehículos en el agua. Evaluación del rescate , desarrollo de plan de acción de rescate y peligros durante inundaciones.ver más
Nuevo curso de rescate en aguas e inundaciones en Murillo de Gallego con fechas de 16 al 19 de Septiembre de 2019ver más
Siguenos en...

RIVER GURU Group: